Es la conclusión a la que han llegado diversos especialistas en redes inalámbricas después de efectuar un estudio que muestra cómo la velocidad de conexión a redes 4G en el iPhone® 7 con módem Qualcomm es inferior a la que debería. El fundamento no sería otro que evitar desigualdades